WRITER & PHOTO HUMANISTIC
En el muelle de Banjul, una barraca esconde a diario las esperanzas de decenas de africanos occidentales, ansiosos por alcanzar el Magreb o alguna villa costera del continente más racial y vital de todos. En estas tierras, cada pueblecito de mar sirve de lanzadera hacia una vida mejor, pero engañosa